Archivo de la etiqueta: aeropuertos

Vuelo JK5022 ¿Verdad o dolor?

Los directores de informativos, redactores y editores deberíamos estar obligados por contrato a tomar café varias veces al día. Con una buena coartada (un periódico que ya has leído) y “mediante sintonización auditiva selectiva”, descubriremos las verdaderas preocupaciones e inquietudes de la ciudadanía. También comprobaremos que los medios de comunicación marcamos estilo, temáticas y posiciones. En la mayoría de los casos de una forma miope y borrosa.

Parados, oficinistas, amas de casa, agentes comerciales, peones de la construcción o funcionarios han convertido la cafetería en su particular púlpito político-social.

Los españoles llevamos a la barra del bar nuestra indignación, nuestras ilusiones, nuestra crítica y por supuesto, nuestros problemas. Algunos, hasta suben el tono si notan que el resto de tazas se han fijado en su discurso.

Si filtramos las conversaciones que citan a Belén Esteban o a “la Pantoja”, y eliminamos por repetición a los que culpan a Zapatero hasta de la nube volcánica, obtendremos una interesante visión de los temas que están en la calle y cómo se digieren las noticias del día.

Tomando café (sólo y largo) he descubierto que para algunos es más importante imponer su “ética y moral” que reconocer el trabajo de los medios de comunicación cuando ponemos la verdad sobre la mesa.

Una tila y un café con hielo expresaban su indignación por lo que han calificado de “una falta de respeto a las familias”. He oído frases como “se están cebando con la tragedia”, “sólo causarán dolor a las víctimas” o “van a meter miedo a la gente”.

Me he preguntado porque no he oído esas frases con las fotografías e imágenes que cada día vemos de esas otras víctimas. Las que están lejos. Las que tienen otro color. Las que sentamos en la última fila. (Hoy han muerto 80 personas en varios atentados en Irak)

La Cadena SER ha desvelado el contenido de la caja negra y las conversaciones de la torre de control del accidente del avión Spanair que acabó con la vida de 154 pasajeros. Hoy hemos conocido una dimensión diferente de aquel accidente del vuelo JK5022 con destino Las Palmas. Ha sido un día doloroso para las familias, pero por primera vez están más cerca de la verdad. Hoy nos hemos preguntado si las “estrictas” normas de seguridad valen menos que “los objetivos” de las compañías aéreas. Hoy las víctimas han ocupado la agenda de los medios de comunicación. Hoy la noticia nos ha sorprendido, ha crecido y se ha convertido en debate.  

Justo cuando me sentía afortunado de poder dedicarme al periodismo, he oído a un portavoz del Colegio Oficial de Pilotos de la Aviación Comercial hablar de “derecho a la intimidad”, “la perversión del fin de las grabaciones” o “encontrar la verdad en las conclusiones de la comisión de investigación de accidentes” – que llevamos esperando cerca de dos años.

En ese momento me he sentido orgulloso de mi profesión. Para evitar errores en el futuro también es una buena fórmula dejar al descubierto las vergüenzas de un sector que recorta las inversiones en medios y personal, presiona a sus pilotos y no es capaz de reaccionar ante una catástrofe.

¿Cuánto vale la verdad? ¿Debe ser universal? ¿Es necesario conocer cada detalle? ¿Verdad o dolor?

Anuncios

3 comentarios

Archivado bajo Periodismo

El ruido, los derechos ciudadanos y la ley que pretendió frenar una sentencia.

Víctor, tiene 71 años, vive en Ciudad Santo Domingo de Algete (Madrid). Una media de 300 aviones sobrevuelan cada día su casa desde que los políticos más insignes del país inauguraron, bien juntitos para salir en la foto, la ampliación del Aeropuerto de Barajas.

A Víctor le han diagnosticado en el hospital madrileño de La Princesa “un trastorno ansioso depresivo intermitente causado por el intenso estrés y sufrimiento que afirma le produce el tráfico aéreo en su lugar de residencia”.

Víctor no sólo tiene un informe médico…junto a él, en un cajón, tiene una sentencia del Tribunal Supremo que hace un año reconocía su derecho a la intimidad y ordenaba a AENA a dejar de sobrevolar su casa, sentencia que hoy todavía no se ha cumplido. A Víctor ni siquiera le ha valido que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid hace cinco meses ordenara a AENA reducir a la mitad los vuelos sobre la urbanización algeteña. Víctor no entiende nada.

Esta semana se ha aprobado la reforma de la Ley de Navegación Aérea. El texto llegó el lunes al Senado y allí el Partido Popular decidió abstenerse ante el mismo texto que aprobó semanas antes en el Congreso junto con el PSOE, CIU y el grupo Mixto. El Ministerio de Fomento tenía todo calculado y el PP también, el primero buscaba frenar futuras sentencias y el segundo poder utilizar el tema (cuando a Esperanza Aguirre se le acaben los toros y el IVA) y quedar bien entre los alcaldes del Partido Popular y sus votantes en los municipios afectados.

La ley se publicará en el BOE. La ley no incluye explícitamente el cumplimiento de la sentencia histórica de Algete que queda en manos de la voluntad del gobierno y frena la posibilidad de que cientos de miles de vecinos afectados en todos los aeropuertos españoles puedan denunciar ante una situación de injusticia.

¿Justicia? Para quién pueda pagarla; no es casualidad que las únicas sentencias a favor de los afectados se consigan desde una urbanización de lujo y con los mejores abogados del país.

¿Justicia? Sólo si no chocan con los intereses políticos y económicos del país. La reforma de ley se puso en marcha cuando la sentencia se hizo firme…casualidad.

 

¿Es también una casualidad que la noticia haya pasado casi desapercibida en los medios de comunicación?

–  Un programa especial de Hora 25 en la Cadena SER aportó su granito de arena para frenar la intención del gobierno de colar la reforma por vía de urgencia en la Ley Omnibus.

– Si buscas en Google News: “Ley de Navegación Aérea” sólo encontraras 8 entradas, tres de ellas de la emisora local de la SER en el norte de Madrid (www.sermadridnorte.com)

Esta reforma legislativa marca el futuro de cientos de miles de vecinos del entorno de los aeropuertos de todo el país. Era necesario buscar el equilibrio entre los derechos de los ciudadanos y la economía y el empleo que generan las infraestructuras aeroportuarias, pero a mi me queda la sensación de que los lobbys de las compañías aéreas han ganado. La reforma incluye la obligación a los vecinos de soportar el ruido de los aviones.

¿Se ha creado una ley para acabar con una sentencia que defiende los derechos del ciudadano?

El tiempo lo dirá y espero que con la Constitución en la mano no se permita.

1 comentario

Archivado bajo Periodismo, Política